Jair Bolsonaro el día de la independencia. Foto: EFE.

En un momento de fuerte polarización en la campaña por las próximas elecciones de Brasil, Jair Bolsonaro anunció que de no ser reelecto se retirará de la política. También dijo arrepentirse de haberse burlado de las víctimas de covid-19.  

En las encuestas, Lula sigue subiendo y ahora está 15 puntos arriba del actual presidente. Bolsonaro quiere presentar una imagen más positiva y en ese sentido realizó una entrevista con comunicadores evangelistas.

 

“Si esa es la voluntad de Dios seguiré, pero si no es, pasaré la banda presidencial y me retiraré porque con mi edad no tengo más nada para hacer en la Tierra si termina mi paso por la política el 31 de diciembre”, dijo el mandatario.  

 

Las palabras de Bolsonaro

Además, dijo que “no se cree un salvador de la patria” y se mostró arrepentido por sus declaraciones durante la pandemia. En ese momento había dicho que no adquiriría vacunas para Brasil y también había afirmado no ser “sepulurero” para ocuparse del tema.

“Me sobrepasé. Perdí la línea, en eso me arrepiento. La cuestión del sepulturero la quitaría”, dijo Bolsonaro.  
 
También se disculpó por haber dicho que después de tener cuatro varones la llegada de su hija Laura, la primera mujer, “fue producto de un momento de debilidad” de su “hombría”. “Ahí metí la pata, es común que entre los hombres hablemos que cuando va a nacer un niño digamos si será consumidor o proveedor, una broma entre hombres, pero no hablo más esas cosas, mi comportamiento cambió, el sillón presidencial es un aprendizaje“, afirmó Bolsonaro.  

El mandatario ultraderechista, sin embargo, defendió las acciones de su gobierno de impulsar la automedicación de la población

con remedios sin efectividad como una forma de supuesta prevención, lo que le valió la acusación de la comisión investigadora del Senado.


Entrada Relacionada

Noticias relacionadas





Fuente Diario 26